El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (CABA), Horacio Rodríguez Larreta, disparó contra las protestas piqueteras de las organizaciones sociales por el manejo de los planes y subsidios. “Que hagan un partido, que se presenten a elecciones, y si ganan las elecciones, manejarán los planes sociales, pero desde el Estado”, subrayó. 

“Yo no creo que ganen ninguna elección, pero no importa, tienen derecho a presentarse. Lo que no está bien es que el Estado delegue en organizaciones que nadie votó. Algo tan sensible y tanta plata”, manifestó el jefe de Gobierno porteño en una entrevista televisiva.

Apuntó así al rol del Estado y a la falta de más controles para verificar a quiénes se otorgan esos planes y cómo se cumplen las contraprestaciones. “Hay que replantearlo seguro y de raíz. Ya el hecho de sacar la intermediación es un cambio enorme, por lo pronto no van a poder obligar a la gente a que vengan a las manifestaciones”, afirmó este lunes.

Curiosamente, Larreta coincidió con la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien había expresado semanas atrás una idea similar, en la que planteó que el Estado debe tener el control de la distribución y manejo de los planes sociales, algo que generó ruido dentro del propio Gobierno.

Acuerdo amplio con el peronismo

En otro orden, el jefe porteño habló de la necesidad de crear un “acuerdo amplio” en donde confluyan "sectores independientes, del peronismo, del progresismo o centro derecha” de cara a las elecciones de 2022, en medio de las tensiones por la interna en JxC.

A su vez, volvió a marca distancia con el kirchnerismo, espacio con el cual “no hay consenso” posible: "Yo con el kirchnerismo no me pondría de acuerdo cuando dicen que hay que hacer acuerdos de precios compulsivos, como hicieron hace seis meses, y ahora tenemos el doble de inflación”, concluyó.