Forrest Gump

Forrest Gump no solo le dio un segundo y consagratorio Oscar a Tom Hanks, sino que se convirtió en un icono fílmico. La película de Robert Zemeckis sobre un cándido norteamericano que interviene en momentos clave -por azar- de la historia es, también, una fábula inteligente sobre cómo se narra la "historia oficial" de un país. Pero tiene algo más interesante: fue el primer filme que nos llevó a desconfiar de las imágenes documentales, que nos mostró que hoy, también ellas, pueden ser manipuladas. En ese sentido, Hanks entiende el juego perfectamente y conmueve incluso en medio de la ironía final de la película.

Rescatando a soldado Ryan

Los cuentos que valen la pena pueden reducirse a una oración: personas comunes en circunstancias extraordinarias. Lo que hace aquí Hanks como el líder de un comando que, en plena Segunda Guerra Mundial, debe rescatar a un soldado perdido y jugarse la vida por eso que parece desproporcionado, es monumental: testigo de una masacre, juez moral ante una circunstancia compleja, hombre de acción que comprende el sentido del sacrificio, comunica todo con pocas palabras y pocos gestos sin dejar de parecer un ser humano a la par de espectador. Spielberg lo comprendió perfecto.

Atrápame si puedes

Aunque el peso de esta comedia dramática que figura en el top ten de Steven Spielberg lo lleva Leonardo Di Caprio como ese adolescente estafador que se hace pasar por piloto, abogado y médico, Hanks tiene un rol fundamental. De ser el agente del FBI que persigue al chico, pasa a desnudar su propia soledad y a convertirse en una auténtica figura paterna, el mentor de un ser excepcional que -especialidad de la casa- reconcilia al héroe con el lado luminoso y moralmente bueno de la vida. 

Cloud Atlas

Muchos papeles de diferentes géneros (ciencia ficció, thriller político, aventuras clásicas, melodrama, romance, comedia irónica) para Hanks y el resto de los actores del filme (Halle Berry, Hugh Grant y siguen firmas) en lo que es un enorme fresco sobre el sentido de la ficción que no aburre jamás. Lo de Hanks, desplegando una cantidad inmensa de recursos con mucho amor por la profesión de actor y el humor que trae desde sus orígenes como comediante, es notable y se destaca sobre el resto. Una gran película original de las hermanas Wachowski y el alemán Tom Tykwer.

Más notas de

Leonardo Desposito

Joyas del cine de los noventa para disfrutar en MUBI

Joyas del cine de los noventa para disfrutar en MUBI

Cuatro obras maestras cómicas para disfrutar en Qubit.TV

Monty Python, el grupo que cambió la risa para siempre

La película de Netflix sobre Marilyn generó controversia sobre el aborto

Ana de Armas como Marilyn Monroe

Películas de superhéroes para quienes odian a los superhéroes

Capitán América, un homenaje a los años 40

La televisión tradicional ya no tiene nuevos espectadores

Canales FAST, la respuesta de la TV a Internet

Cuatro animés para entender el animé en Netflix

Belle, de Cannes a Netflix

Ciencia ficción más allá de la pura fantasía en Paramount+

La llegada, ciencia ficción sin fantasía

Cuatro filmes esenciales de Steven Spielberg en Netflix

Tiburón, todavía efectiva obra maestra

El mejor cine de los ochenta para ver continuado en Star+

Aliens, el regreso, una obra maestra (sí, señor) de los ochenta

Adiós a Jean-Luc Godard, último sobreviviente de la Nouvelle Vague

Godard a fines de los 50: el hombre y la cámara