En el primer semestre, el PBI tuvo un desempeño muy superior al que se esperaba: incluso en el segundo trimestre terminó con una mejora de 1% libre de estacionalidad, unos puntos por encima de lo que había proyectado el Emae. Sin embargo, hacia adelante la expectativa es negativa: los primeros datos avanzados de julio y agosto dieron cuenta de un deterioro en los principales indicadores de la demanda. De hecho, aunque en el segundo trimestre la inversión dio un alentador salto de 7,8% desestacionalizado, lo que implica creación de capacidades productivas, y el consumo una mejora de 1,8%, en julio ya se registró un freno.

Los datos del PBI del segundo trimestre fueron publicados por la Dirección de Cuentas Nacionales del Indec. La mejora de 1% en la actividad acumuló un crecimiento de 2,2% en el primer semestre. Por arriba de lo que se proyectaba en base al Emae.

Desde la consultora ACM señalaron: "Al comparar con el REM de agosto, podemos notar como el resultado desestacionalizado para la variación intertrimestral esta subestimado frente al que se observa. No obstante, recordemos que hasta el mes de abril las expectativas del mercado venían sobreestimando los resultados de la actividad trimestral". Desde la consultora LCG, además, destacaron que la mejora entre los datos del PBI y el Emae, que busca adelantar los resultados, demuestra un mayor crecimiento por parte del sector pyme.

LCG, además, agregó, en base a las mencionadas mejoras en consumo e inversión: "El consumo privado, principal componente del PBI, se recuperó a niveles comparables con los previos a la pandemia, ubicándose apenas 1,2% por debajo de 2017. La inversión, componente destinado a aumentar el producto futuro, en los últimos 3 trimestres representó más del 21% dentro del PBI, por encima del promedio entre 2004 y 2021 (19%)".

Hasta ahí excelentes números acerca de la recuperación de la economía que, sin embargo, parece haber encontrado un freno en el segundo semestre. Desde ITE-FGA relevaron una contracción de 0,6% en su Indicador Mensual de la Inversión (IMI) desestacionalizado. También Orlando Ferreres y Asociados registró una baja de 2% en julio en su indicador de Inversión Bruta Interna Mensual (IBIM-OJF).

Por el lado del consumo, el IVA DGI de agosto registró una contracción de 1,8% en términos reales, dada una mejora nominal de 75,2% interanual y una inflación de 78,5% en ese período. Ese dato es indicador del gasto de los hogares en julio.

Desde LCG remarcaron: "Es de esperar que el consumo privado desacelere debido a la erosión de los salarios por la elevada inflación. Adicionalmente, como fue anticipado por el ministro de Economía, Sergio Massa, el gasto del gobierno debería torcer su dinámica. Y, dadas las dificultades en el acceso a divisas, las restricciones a las importaciones y la incertidumbre política, la inversión se verá desincentivada".

Más notas de

Mariano Cuparo Ortiz

El salario real arrancó el semestre con una fuerte caída

El salario real arrancó el semestre con una fuerte caída

Con tasa de 108%, Finanzas consiguió deuda récord en pesos en septiembre

Con tasa de 108%, Finanzas consiguió deuda récord en pesos en septiembre

El Tesoro busca al menos 110.000 millones de pesos para no pedirle al BCRA

La agenda de licitaciones sigue siendo una clave para Economía

La industria generó 6.700 puestos de trabajo durante julio

La industria generó 6.700 puestos de trabajo durante julio

La meta fiscal de septiembre quedó en la cornisa, pero el dólar soja dio una ayuda

El déficit de septiembre no puede superar los $40.000 M

Récord del BCRA: en septiembre superó los USD 3.000 millones de compra de reservas

Al Central le llovieron dólares del campo

Cayó la desocupación y el empleo alcanzó su máximo en veinte años

Cayó la desocupación y el empleo alcanzó su máximo en veinte años

PBI superó lo esperado pero consumo e inversión ya muestran frenos

Todos los factores de la demanda afectarán a la producción

Con megatasa, el Tesoro consiguió una extraordinaria renovación de vencimientos

Tras la segunda vuelta, Finanzas redondeó otra licitación exitosa

El BCRA subió la tasa al 6,2% y sigue por debajo del ritmo de la devaluación

La tasa sigue corriendo por detrás de otros precios relativos clave