El primer partido será a las 7 de la mañana del martes 22, el segundo toca sábado y el tercero se jugará un miércoles a las 16 horas. El Mundial de Qatar está cada vez más cerca y muchas empresas definieron ya cómo compaginar los horarios de los partidos con la agenda corporativa. La próxima edición de la copa del mundo, en Qatar, captará la atención de millones de personas y su cronograma de partidos podría tener una incidencia directa en la dinámica laboral de muchas organizaciones y cadenas productivas

Un relevamiento realizado por Grupo Gestión a 60 empresas con operación en Argentina de distintos rubros y segmentos revela que el 80% ya definieron las acciones que implementarán durante la copa del mundo. Según las consultas realizadas a los ejecutivos de Recursos Humanos más de la mitad decidió otorgar flexibilidad para todos los partidos disputados en horario laboral. "El mundial ofrece, durante los primeros 13 días de la competencia, cuatro partidos diarios. En el caso de la Selección Argentina, dos de los tres partidos de la fase de grupos serán dentro del horario laboral para muchas empresas. El día 22 de noviembre a partir de las 7 y el 30 de noviembre desde las 16. Estos horarios coinciden con el inicio de operaciones o cierre de la jornada laboral y requieren una planificación de los tiempos", explica Juan Pablo de Mendonça, Gerente de Capital Humano de Grupo Gestión

Esta situación no es exclusiva para las empresas en Argentina: escenarios similares tendrán las empresas en Brasil, Ecuador y Uruguay, cuyas selecciones tendrán dos o tres encuentros durante los días laborables.

 "Muchas empresas toman esta ocasión como una gran oportunidad para realizar actividades con sus colaboradores ya sea para reforzar la integración de grupos de trabajo o bien alentar la vuelta a la oficina", explican desde Grupo Gestión. Algunas compañías, como sucede por ejemplo con la firma Familia Bercomat organizaron un prode corporativo, clásico que sigue vigente. 

El mismo estudio muestra que hasta el momento cerca del 20% aún no definió cómo planificará ese tiempo dedicado al partido en sí y al tiempo antes y después de él. "Desde el punto de vista de la logística y los procesos internos de las organizaciones, sabemos que el mundial es mucho más que un acontecimiento deportivo que ocurre mientras trabajamos. El mundial de Rusia 2018 mostró que, durante las fechas con partidos programados, a nivel global, que el ausentismo creció 30% por sobre los niveles habituales", recuerdan desde la consultora que actualmente acompaña a más de 1.000 clientes nacionales y multinacionales en distintos puntos del país. 

"Los niveles de ausentismo de los mundiales anteriores son indicadores a seguir, pero que deberán ser contrastados con lo que ocurra en los próximos días con Qatar, dado que este es el primer mundial desde la pandemia de COVID-19 y todos los cambios que trajo al mundo del empleo, entre ellos la masificación del trabajo remoto para muchas de las posiciones que tienen la posibilidad de trabajar bajo esa modalidad", aclaran desde Grupo Gestión. En cuanto a las posibilidades de trabajo temporario y reemplazo, Mendonça concluye que "el mundial será una buena antesala a la temporada de empleo que se genera habitualmente con la llegada de la temporada de verano".