Mientras que el dólar blue traspasó la barrera de los $300 pesos, el índice de Riesgo País que mide que banco JP Morgan llegó a superar los 2800 puntos básicos y marcar un nuevo récord desde el canje de deuda en 2020, en conjunto con la caída de los bonos soberanos en dólares que este martes operan en rojo con un desplome de hasta 3,6%

El Riesgo País mide el "riesgo" que representa un país para los inversores extranjeros, teniendo en cuenta la diferencia en el interés que paga por su deuda en relación con el interés que pagan los bonos de la Reserva Federal de los Estados Unidos, considerados un punto de referencia por representar el menor riesgo. El índice se mide al tomar a EEUU como el valor cero, el más confiable para invertir. 

En ese sentido, el descenso de los bonos argentinos llevó al Riesgo País hasta los 2824 puntos básicos, un 2,06% más alto con respecto al cierre del lunes y su mayor valor desde el 15 de mayo de 2020 cuando llegó a 2837 puntos básicos. Sobre el cierre de la jornada bajó y terminó en 2.792 puntos básicos, apenas por debajo de los 2.800. Sin embargo, aún sigue lejos del máximo de 7.222 PB, que tocó hace casi 20 años, tras la crisis del 2001. 

El Riesgo País se incrementó en un 160% desde 2020

En ese sentido, el índice que mide el JP Morgan subió un 160% desde el canje de deuda llevado a cabo por el Gobierno en septiembre de 2020 cuando se reestructuraron USD 65.000 millones con acreedores privados. 

"A medida que avanza julio, el mensaje es cada vez más claro. Drivers y expectativas de un cambio de aquí a las elecciones presidenciales (en 2023), faltan; y la incertidumbre sobra", remarcó Portfolio Personal Inversiones (PPI).

Caída de los bonos en dólares

Por su parte, los bonos de la deuda pública emitidos en dólares bajo ley extranjera registraron pérdidas de hasta el 3,6%. El constante descenso en el valor de los bonos argentinos llevó a que este martes el Riesgo País para la Argentina avance a 2.792 puntos.

En el acumulado del último mes, esos bonos caen entre 18% y 25%, al tiempo que en lo que va del año, los títulos públicos registran pérdidas de hasta el 43%.

"Los bonos globales, sin un ancla, quedan a merced de las circunstancias. Con las dos primeras semanas de julio ya transcurridas, el balance quincenal de los bonos soberanos deja mucho que desear", destacó PPI.