En lo cambiario tuvimos una semana calma, que no es poco luego del fuerte retroceso de hace una semana. Por la vía del AL30 el MEP subió 1,39% a $280,44; mientras que por medio del GD30 el alza fue de 0,75% a $278,78, mientras que el ccl achicó 1,28% a $284,58; achicando así la distancia entre cable y MEP a 2,25% desde el 4,19% de siete días atrás, que puede dar la pauta de mayor entrada de capitales al país. Los bonos tuvieron un recorte no pequeño pero a entender de quien suscribe moderado para lo que fue la recuperación de hace una semana; el AL30D recortó 4,61%; y apenas 1,61% el GD30 en MEP y 0,42% en cable; lo que vuelve a elevar la brecha entre cotización de bonos a 11,82%, luego de achicar hasta 7,66% la semana pasada.

Curva en Pesos + CER y Dólar
S&P Merval gráfico por TradingView

La semana de los ADRs fue de menor a mayor con el viernes como mejor rueda de la semana, y con pocas variaciones significativas, afortunadamente todas al alza. Las pocas que terminaron la semana en rojo fueron TGS (1,67%), TEO (1,12%), BMA (0,54%) y CEPU (0,26%). Por el lado alcista hubo algunas destacadas como EDN (15,51%), CRESY (6,00%) y SUPV (5,23%), sin dejar de mencionar la excelente semana de MELI (25,94%) y GLOB (16,98%). En el mercado local lo mejor vino por el lado de las energéticas sin ADR, con las subas en TGNO4 (14,35%) y TRAN (10,03%); y las más flojas fueron BYMA (4,76%), HARG (4,11%) y TXAR (3,72%). En cuanto al volumen, bajó un poco la espuma luego del fuerte aumento de las últimas semanas, operando en promedio casi 1.850 millones de pesos diarios, bastante por debajo de los 2.500 millones de hace siete días, vale mencionar los montos operados en Cedears, alcanzando sus máximos históricos con un promedio de 11 mil millones de pesos diarios (el promedio de julio hasta esta semana era apenas superior a los 7.300 millones de pesos).

Las plazas extranjeras se sostienen al alza. El mercado más grande del mundo aún no da señales de pausa luego de cinco semanas de suba, el SP500 subió 0,36% y el Nasdaq 2,01%. Los commodities fueron lo más flojo; el oro subió 0,50% a USD1.774 (tocó USD1.795 el jueves), mientras que plata cayó 2,14% a USD19.88 y el petróleo un fuerte 9,92% a USD88,53. Brasil sostiene su recuperación luego de su excelente semana pasada, el Bovespa subió 3,21% y la paridad dólar real achicó apenas un centavo a 5.16.

S&P 500 gráfico por TradingView

Mirando lo que viene, nuestro índice está cumpliendo la consigna de sostenerse sobre los USD400 en ccl, lo que en la medida que se cumpla debería dar lugar a mayores subas, con USD450 y USD475 como destino; mientras que los bonos no debería profundizar demasiado su retroceso, y para el dólar sostenemos lo expuesto hace una semana: mientras no vuelva sobre 300 podría apreciarse a 265/70 pesos; que no haya habido un sell-off post confirmación de los rumores que generaron la disparada es positivo, pero considero el mercado ha quedado a la espera de medidas concretas, y si no aparecen habrá que ver cuanta paciencia tendrá.  En lo internacional, el SP500 no logró superar los 4160 puntos planteados (si pasa sigue al rango 4230/4290), pero sí el Nasdaq los 13 mil (mientras los sostenga debería llegar a 13800); por lo que habría que ver cual se acopla a cual, si el SP500 logra seguir al alza o el tecnológico cae debajo de 13 mil. En cuanto a los commodities, el oro superó USD1.885 pero no sostuvo el valor, condición necesaria para seguir mejorando a USD1.830, mientras que no debe caer de USD1.750; la plata cayó a USD19.50 y respetó (debajo vuelve a mínimos en USD18.50) y el crudo ya claramente debajo de USD94 parece rumbo a USD85, que parece un precio interesante para que ensaye un rebote. Brasil parece con fuerza para seguir subiendo sin mayores achiques, pero deberá confirmarlo el Bovespa superando 108 mil puntos, lo que habilitaría continuidad alcista hasta 115 mil; mientras que en lo cambiario seguiría la apreciación del real hacia 5.10 y tal vez 4.90 en la medida que siga debajo de 5.25.

* Analista de TM Inversiones