El 27 de octubre, el multimillonario Elon Musk se convirtió finalmente en el dueño de la red social Twitter, tras una novela que duró varios meses. Desde aquel día hasta hoy, el dueño de Tesla anunció una serie de cambios que ya implementó y otros que planea para el futuro. 

Frente a dicha adquisición calculada por 44 millones de dólares, estrellas de Hollywood anunciaron su retiro de la red social afirmando, entre otras cosas, que "todo está yendo en la dirección equivocada". Curiosamente, algunos referentes de la industria de entretenimiento estadounidense usaron la red social para anunciar que la dejarían.

Una de las primeras fue Shonda Rhimes, la famosa productora televisiva creadora de éxitos como Grey’s Anatomy y Scandal, quien el sábado pasado escribió en sus últimas líneas en Twitter: “No pienso quedarme por acá para lo que sea que Elon tenga planeado. Adiós”.

La cantante Toni Braxton, interprete del éxito Un-break My Heart publicó una despedida más extensa: "Estoy en shock y angustiada por algunas demostraciones de libertad de expresión que he visto en esta plataforma desde la compra. El discurso de odio escondido bajo la libertad de expresión es inaceptable. Por eso elijo irme de Twitter. Ya no es un lugar seguro para mi, para mis hijos y para otras personas de color”.

Téa Leoni, reconocida estella de la serie Madam Secretary, se despidió de Twitter pero de forma temporal: “Hola a todos. Me retiro de Twitter hoy- vamos a ver cómo están las cosas cuando todo se acomode. Hoy hay mucho odio, todo está yendo en la dirección equivocada. Les deseo amor, bondad y posibilidades para todos”.

Ken Olin, productor de uno de los grandes éxitos de los últimos años, This is Us, también abandonó la red social. “Mantengamos la fe, protejamos la democracia, tratemos de ser más amables. Tratemos de salvar el planeta. Tratemos de ser más generosos. Busquemos paz en el mundo”, escribió en su último mensaje.

Los cambios de Elon Musk en Twitter

Entre los cambios desde su nuevo rol como propietario, Musk anunció una serie de despidos que alcanzaron a toda la cúpula directiva de la plataforma, donde incluyó también a la directora legal, de políticas y de confianza, Vijaya Gadde. 

En cambio, " Twitter formará un consejo de moderación de contenido con puntos de vista muy diversos. No se tomarán decisiones de contenido importantes ni se restablecerán cuentas antes de que se reúna ese consejo", destacó el dueño de SpaceX.

En esa misma línea, el empresario remarcó que la intención es que Twitter sea "una plaza pública de libertad de expresión", algo que significaría menos control sobre las fake news, los trolls y discursos de odio; así también como el retiro de los bloqueos que realizó la red social a diversas cuentas, como ejemplo más importante la de Donald Trump, que aún siendo presidente fue echado de la red social, tras ser acusado de incentivar desde allí la toma al Capitolio el 6 de enero de 2021.

Elon Musk llegó para transformar y direccionar a Twitter en una nueva era