La cantidad de personas heridas por armas de fuego en la ciudad de Santa Fe y de Rosario aumentó en febrero en relación con el mes anterior. Ambas localidades concentraron casi el 90% de las personas heridas, en un contexto de escalada de violencia por narcotráfico en la provincia.

Según el informe elaborado por el Observatorio provincial de Seguridad Pública de Santa Fe, se registraron 98 personas heridas con un arma de fuego durante febrero en la ciudad de Rosario, un número mayor en lo que se refiere a enero, que contó con 85 lesionados. Es la cifra más alta desde 2019, cuando se comenzaron a analizar los datos.

En lo que respecta a la ciudad capital, en febrero de este año se contabilizaron 25 heridos, una cantidad de casos superior respecto del mes de enero en donde se registraron 18, que fue el registro más bajo de toda la serie. A pesar de ello, el conteo de febrero se sitúa muy por debajo del promedio mensual que corresponde a toda la línea temporal que comprende 2019 y 2022.

El estudio, que fue confeccionado a partir de la triangulación de fuentes de Salud, Seguridad y Justicia provinciales, constató que tanto en Rosario como en la ciudad, la mayoría de los heridos son hombres: alrededor del 52,6%% tenía menos de 25 años al momento de ser alcanzados por el impacto de bala. 

Sin embargo, las mujeres son más heridas con un arma de fuego en Rosario que en la ciudad y las edades oscilan entre los 20 y 29 años, mientras que en la capital santafesina las mujeres lesionadas pertenecen casi todas a distintas franjas etarias.