El precio del dólar es un dolor de cabeza las nuevas autoridades del Ministerio de Economía y el flamante secretario de Producción, José Ignacio de Mendiguren, aseguró que el objetivo es "trabajar más en bajar el techo que en subir el piso"

El funcionario nacional mantuvo un diálogo este viernes por Radio El Destape, y señaló: “El actual no es un mal dólar, pero el problema está en cómo bajar la brecha. Es imposible trabajar con una brecha así porque, además, se presta a todo lo ilegal, que con mucha fuerza estamos combatiendo”. 

Y agregó: “No hay nada técnico ni sólido que justifique los valores en los que están los otros dólares”.

José Ignacio de Mendiguren

En ese sentido, de Mendiguren remarcó: “Hay que trabajar más en bajar el techo que en subir el piso que todos sabemos que, cuando se hace de forma brusca, se traslada a inflación y erosiona el poder adquisitivo del salario que es el otro objetivo que el Gobierno quiere mantener, sino preguntémosle a ex ministro Prat Gay”.

Así lo adelantó Alejandro Bercovich en su columna de este viernes en BAE Negocios, en donde subrayó: "Una de las pocas definiciones tajantes que dejó Massa al asumir es que no pretende achicar esa brecha subiendo el piso, sino bajando el techo. Por separado pero en tándem, fueron Kicillof y el consultor Emmanuel Álvarez Agis quienes convencieron al tigrense de que un salto del 25% o 30% del dólar en el mercado oficial sería letal tanto para el salario promedio como para las ya lastimadas chances electorales de cualquier oficialista".

Posibles medidas 

El economista abordó una posible flexibilización en el acceso a las divisas para las empresas, y dijo que "en el corto plazo tenemos el problema de que los dólares no alcanzan". 

Si bien se trata de “una realidad” que ocurre en el día a día en Argentina, aún así de Mendiguren se mostró expectante por una mejora en la balanza comercial en los próximos meses.

"La diferencia es que hoy Argentina genera dólares. Este año vamos a estar con exportaciones de US$ 90.000 millones y creo que, a partir de septiembre, vamos a dejar de hacer los gastos en energía y tener un flujo distinto", precisó.

Para eso, aseguró que desde la Secretaria de Producción se llevará a cabo un “monitoreo día a día” con el Banco Central y Secretaria de Comercio, en la que asumió Matías Tombolini como su titular, para poder tener “el menor daño posible”.

Opiniones sobre Massa y el gobierno

El designado secretario de Producción destacó que, ahora con la nueva gestión de Massa, los ejes para salir de la crisis deberán ser “no permitir que caiga el nivel de actividad, dar horizontes claros hacia dónde se va en las distintas áreas, y promover la inversión y las exportaciones, sobre todo la de la pequeña y mediana (empresa) que, si bien no repercuten mucho en cifras, lo hacen en el empleo y la mejora de la productividad".

“Este Gobierno tiene que estabilizar una economía pero poniendo arriba de la mesa el preservar el poder adquisitivo de los salarios”, afirmó y remarcó la necesidad de “cambiar la estructura productiva de la Argentina".

“Si un país sigue exportando a granel su producción y no le da valor, servía cuando éramos cuatro millones de argentinos pero con 45 millones no se puede", dijo de Mendiguren.